zoologia.es.

zoologia.es.

El sistema digestivo de los platelmintos

El sistema digestivo de los platelmintos

El sistema digestivo de los platelmintos

Los platelmintos son un grupo de animales que, a pesar de no tener una gran diversidad, tienen características fascinantes que los hacen merecedores de nuestro interés, entre ellas, su sistema digestivo.

Los platelmintos son animales que presentan una simetría bilateral y dos capas germinales, lo cual les permite contar con una organización corporal más compleja que otros animales como las esponjas o los cnidarios. Dentro de su organismo, los platelmintos cuentan con un sistema digestivo que es bastante simple, conformado por una sola abertura que sirve tanto para la entrada como para la salida de los alimentos. Este tipo de sistema digestivo se conoce como sistema digestivo incompleto.

La boca de los platelmintos se encuentra en una de las extremidades del cuerpo, lo que les facilita la captación de alimentos. Posteriormente, los alimentos son transportados a un saco digestivo que se encuentra en el interior del cuerpo y que cuenta con ciertos enzimas que colaboran con la digestión de los alimentos ingeridos. Este saco digestivo se divide en tres partes: la faringe, el intestino y el ano.

La faringe es una estructura muscular que se encarga de la captación y digestión parcial de los alimentos. El intestino es la sección del saco digestivo que viene posteriormente a la faringe y su función es la de completar la digestión de los alimentos y absorber los nutrientes que se han resultado de dicho proceso. El intestino cuenta con unas células especializadas que se conocen como células intimales, las cuales se encargan de la absorción de los nutrientes. Por último, el ano es la sección que se encuentra en el extremo posterior del saco digestivo y es a través de ella que los residuos del proceso de digestión se eliminan al exterior.

Es importante hacer mención a que dentro de los platelmintos existen algunas especies que han desarrollado un sistema digestivo aún más simple. Un ejemplo de ello son los parásitos conocidos como tenias, los cuales presentan un sistema digestivo que se reduce a una bolsa que se encuentra en el interior del cuerpo del animal. Dicha bolsa cuenta con una única abertura que sirve tanto para la entrada como para la salida de los alimentos. Este tipo de sistema digestivo recibe el nombre de sistema digestivo rudimentario.

Para finalizar, es relevante hacer mención a que los platelmintos han adaptado su sistema digestivo a las distintas formas de vida que presentan. Un ejemplo de ello son las especies que son parásitas y que viven en el interior del cuerpo de otros animales. Dentro de esta forma de vida, los platelmintos han reducido su sistema digestivo a lo mínimo necesario para sobrevivir, lo cual es un claro ejemplo de cómo la evolución ha permitido a los animales adaptarse a distintos entornos y formas de vida.

En conclusión, el sistema digestivo de los platelmintos es bastante simple y se compone de una sola abertura que sirve para la entrada y salida de los alimentos. A pesar de su simplicidad, este sistema cumple con los requerimientos necesarios para que los platelmintos puedan sobrevivir y adaptarse a distintas formas de vida. Cabe mencionar que, dentro de los platelmintos, existen algunos grupos que han desarrollado sistemas digestivos aún más simples, lo que demuestra la versatilidad que ha adquirido esta agrupación de animales en el proceso evolutivo.